Siete canciones que escuchábamos de pequeños y que no eran tan inocentes

no-vamos-a-estudiar

Las hemos cantado todos millones de veces cuando eramos pequeños, hasta el punto de convertirlas casi en himnos de nuestra infancia. Pero ahora, que ya no somos tan niños, volvemos a oírlas y descubrimos que en realidad no eran tan inocentes.

Hoy recuperamos cinco de aquellas canciones infantiles y fijándonos en sus letras nos preguntamos: ¿estarían consideradas hoy en día como recomendadas para los más pequeños de la casa?

Boom Boom Chip – ‘Multiplícate por cero’

Un caso de bullying puro y duro, que demuestra que aunque por aquel entonces no conocíamos esta palabra lo de hacer el vacío a un compañero de clase es tan viejo como la lista de los Reyes Godos.

Todos en la clase alucinados, eres un pelota y un pesado
Una pesadilla en el recreo, si veo tu cara me mareo

Escuchar a estos cinco niños soltando perlas como “Multiplícate por cero te lo pido por favor, multiplícate por cero y divídete por dos” mientras te apuntan con sus dedos simulando una pistola da un poco de miedito, ¿no? Por no hablar de ese “Toma, toma y tomaaa” que parece el grito de guerra perfecto para descargar toda tu agresividad.

Teresa Rabal – ‘No vamos a estudiar’

La buena de Teresa Rabal incitando a los niños a hacer pellas y quedarse en casa en vez de ir al cole a estudiar. Sí, vale, te advierte que “un borriquito serás“, pero después de todos los argumentos que nos ha soltado para cada uno de los días de la semana casi que nos quedamos en la cama y aceptamos burro como animal de compañía. ¿No vale también para no ir a trabajar?

El lunes, sí…comienza la semana
qué gusto estar en cama, no vamos a estudiar.

Miércoles, sí… me duele la cabeza
sería una torpeza, hacerme levantar.

El sábado si… tampoco es oportuno
no puede haber ninguno, con ganas de estudiar.

Enrique y Ana – ‘Haz ruido’

Por un lado nuestras madres desesperadas porque nos estuviéramos tranquilitos y por otro Enrique y Ana incitándonos a hacer ruido, mucho ruido, hasta que nos estallen los oídos. ¿A quién hacemos casos?

Vale absolutamente de todo, mientras haga ruido, pero llega un momento que se les va un poco la pinza y se vuelven un poco macarras, ¿no? ¡Es la guerra!

Coge el martillo, la llave inglesa, pega la mesa con un cucharon,
Pincha una rueda, mete primera dale que dale que explote el motor.

Chispita y sus gorilas – ‘Comer, comer’

Por supuesto que hay que comer para poder crecer. Pero una cosa es comer y otra el atracón que se pegan Chispita y sus gorilas (que no son otros que Tito y Piraña de ‘Verano Azul’). Esto ya es bulimia. Por no hablar del cuento que le echa la niña, mintiendo como una bellaca.

Que si no como me duele la tripa,
me ataca la gripe y no puedo dormir,
me pongo roja se me hinchan los ojos
me tiemplan las piernas de tanto sufrir

Quiero comerme 300 gallinas
morcillas muy finas, crocanti y helao.
Quiero comerme tortilla de setas
patatillas fritas y un buen bacalao.

Regaliz – ‘Buenas noches, señor monstruo’

Nuestros monstruos clásicos como Drácula, Frankenstein y el Hombre Lobo revisitados por el grupo Regaliz podríamos imaginar que iban a resultar totalmente inofensivos, pero no, la cosa se queda bastante gore. Me río yo del hombre del saco.

Uno es Drácula el conde,
vaya vaya mira por donde,
las persigue y las mata,
y se les bebe su sangre
como si fuera un cubata.

Tanto el doctor como el monstruo,
disfrutan matando mozas,
pero por más que lo intentan,
están ya un poco carrozas.

Los Punkitos – ‘Caca, culo, pedo, pis’

¡Hala! ha dicho una palabrota. Todos sabemos lo que les gustan a los niños todas esas palabras prohibidas que los mayores se empeñan en insistir una y otra vez que no digan. Los Punkitos hacen de ellas todo un himno y manual de buenos modales. ¿Y lo bien que te quedabas después de cantarla?

Federico ha matado a su mujer

Aunque para bestia, lo que se dice bestia, aquella canción popular que las niñas utilizaban lo mismo para saltar a la cuerda que a la goma o dar palmas. Mucha atención a su letra, no tiene desperdicio.

Federico ha matado a su mujer
la hizo picadillo y la puso en la sartén.
La gente que pasaba olía a carne asada
era la mujer de Federi-co.

También puedes ver:
Las canciones que cantábamos en el autobús cuando íbamos de excursión
Aquellas canciones para saltar a la cuerda
Aquellas canciones para saltar a la goma


Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


 
 

Comentarios (124)

  • Mari Reply

    Sin comentarios lo de la última canción.

    24 mayo, 2013 at 18:05
    • M. Aglarluin Reply

      Pues esa canción la he oído todavía, aunque algo versionada, pero viene a ser la misma.

      24 mayo, 2013 at 18:31
      • oscar Reply

        De la canción de Don Federico yo me sabía dos versiones, pero ninguna era ésta… La que aún recuerdo era algo así como: “Don Federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la puso a cocer; los chicos de la calle olían a puré, era su mujer bailando el chachachá.” Después ya empezaban con eso de Don Federico vendió su cartera para casarse con una costurera y tal…

        19 agosto, 2013 at 16:52
        • lau Reply

          En mi barrio se cantaba :
          “Don Federico mató a su mujer,
          la hizo chorizo y la puso a vender,
          la gente que pasaba,
          chorizo compraba
          y yo que pasé,
          chorizo compré”

          19 agosto, 2013 at 19:19
        • Anónimo Reply

          Yo tb había escuchado esa versión

          20 agosto, 2013 at 21:05
          • Azahara

            La que yo escuche era:

            Don Federico mató a su mujer a su mujer, la hizo picadillo y la puso a cocer. La gente que pasaba oía un “chas”, era su mujer bailando el chachachá

            17 mayo, 2014 at 02:50
          • Ana

            Esa es la que me sabía yo!!

            28 marzo, 2015 at 17:05
          • Carmen

            Don chirivitas mató a su mujer la hizo pedazitos la echó en la sarten la gente que pasaba olía a carne frita y era la mujer de don chirivitas. hace unos días me acordé de la canción y pensé cómo era posible que nos dejaran cantar eso….

            27 agosto, 2016 at 16:28
          • Anónimo

            Yo me sabía: “Don Federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la puso a cocer. La gente que pasaba olía a gas, era su mujer bailando el cha cha chá”

            27 agosto, 2016 at 23:34
        • mary Reply

          Es peor esta :
          ” ponme en el ……. ( mismisimo ) Peta zetas ”
          Yo lo aligereao , porque la palabra tela de fuerteeeeee uis !!!!
          Mala idea amiga mia ….
          Eso duele y hace pupa

          Es que antaño eran tiempos mas siniestros y este tipo de actos como el maltrato , no se denunciaba , te aguantabas y punto.
          La mujer no tenia la libertad de ahora para poder valerse por si misma .

          Ademas los cuentos de antes , tienen el final cambiado :
          La bella durmiente , no despierta , se queda dormidita forever y la preña el rey ( estando dormida , casi na con el cuento )

          Que cuando despierta despues de forever , ve a un niño chupandole el dedo a la desgraciada , es su hijo , y al lado ve a un viejo decrepito.
          La sirenita , no muere , queda con piernas , pero muda y solterona .

          Tiempos oscuros ….

          1 marzo, 2019 at 17:09
    • Cris Reply

      Esta versión cantábamos en Mallorca:
      Don Federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la puso a cocer.
      Don Federico perdió su cartera, para casarse con una costurera.
      La costurera perdió su dedal, para casarse con un general.
      El general perdió su espada, para casarse con una bella dama.
      La bella dama perdió su abanico para casarse con don Federico y don Federico le dijo que no y la bella dama se desmayó y al día siguiente se enamoró.

      *Nota: Yo en vez de decir cartera, decía gorrera, no se porque :P
      Mucho se casa está gente.

      28 agosto, 2016 at 08:19
  • pris Reply

    caca culo pedo piss xD buen isimooo y q me dices de la niña q sale comiendo un dulce pepapipaa esa deberian tb d ponerla q cancion mas disparatada xD

    24 mayo, 2013 at 18:10
    • Esther y su mundo Reply

      La canción “Caca, culo, pedo, pis” es de la pelicula de Enrique y Ana. Según se dijo en la época la niña que la cantaba era la hija de Ramoncín, por la época aún el rey del pollo frito. La niña “gordita” que sale comiendo las pipas interpreta también una canción en la peli, bueno hace un playback, de una canción cantada por Millán, de Martes y Trece, Un puntazo de tema.” La canción de Pepa Pipa”. Surrealista Me sigue haciendo gracia.

      26 mayo, 2013 at 16:42
    • Adam Reply

      La de cacaculopedopis hicieron un remake para la “peli” campamento flippy https://www.youtube.com/watch?v=S_XwThoUD04 es una canción que pongo para los borrachos que se quedan en el pub antes de cerrar.

      16 mayo, 2014 at 20:37
      • Anónimo Reply

        hola

        3 octubre, 2014 at 16:08
  • IsabelSL Reply

    Nosotros lo cantabamos así:

    “Don Chiribito mató a su mujer
    la hizo pedacitos y la echó en la sartén
    la gente que pasaba olía a carne frita
    y era la mujer de Don Chiribito”

    24 mayo, 2013 at 18:14
  • Aizea Reply

    Don Federico vendio su cartera para casarse con una costurera, la costurera vendio su dedal para casarse con un general, el general vendio su espada para casarse con una bella dama, la bella dama vendio su abanico para casarse con don Federico, don Federico mato a su mujer, la hizo picadillo y la puso en la sarten, la gente que pasaba olia a carne asada, era la mujer de don Federico

    24 mayo, 2013 at 18:20
    • Anónimo Reply

      Yo me sabia igual…hacia muchisimos años que no la oia…jajaja

      25 mayo, 2013 at 12:27
    • Anónimo Reply

      esa la cantaba yo tambien!!!!!!

      25 mayo, 2013 at 15:54
    • Marilba Reply

      la versión q yo conozco decía, Don Federico le dijo que no, y la bella dama se desmayó. Don Federico le dijo que sí, y la bella dama de dijo pa ti. Es más suavecita jeje

      31 mayo, 2013 at 11:03
    • Oihana Reply

      Nosotr@s la cantábamos bastante parecido a vosotr@s: Don Federico mató a su mujer, para casarse con una costurera. La costurera vendió su dedal, para casarse con un general. El general, vendió su espada, para casarse con una bella dama. La bella dama, perdió su abanico, para casarse con don Federico. Don Federico, le dijo que no. Y la bella dama se desmayó. Don Federico le dijo que sí, y la bella dama le dijo “por aquí!!” (con peineta incluída)

      7 junio, 2013 at 21:05
      • yo Reply

        manolo pirolo mato a su mujer
        la hizo escabeche la puso a vender

        8 junio, 2013 at 22:35
      • Irene Reply

        Una versión más larga de la misma canción. Hasta la “bella dama perdió su abanico para casarse con don Federico” es igual, pero después se volvía más surrealista:

        – Don Federico perdió su ojo para casarse con un piojo (automutilación y, ¿insectofilia?)
        – El piojo perdió su pata para casarse con una garrapata
        – La garrapata perdió su cola para casarse con una pepsi-cola (que yo sepa las garrapatas no tienen cola, pero en fin, más raro es lo de querer casarse con una bebida carbonatada)
        – La garrapata perdió su burbuja para casarse con una vieja bruja
        – La vieja bruja perdió su acerico para casarse con Don Federico

        Y a partir de aquí, dos finales posibles:

        – Don Federico le dijo que sí, y la vieja bruja se echó a reír

        O bien:

        – Don Federico le dijo que no, y la vieja bruja se desmayó,
        ¡y al día siguiente le echó la maldición!

        Uno de los motivos por los que me acuerdo perfectamente de esta canción es porque si elegíamos el primer final, teníamos que hacer el gesto de desmayarnos, y una vez, sin querer, empujé un poquito a una niña más pequeña que yo, que se puso a dar berridos, y a mí me cayó una bronca tremenda, como si le hubiera dado de tortas. Hay que decir que en aquellos tiempos los profesores hacían siempre caso al más pequeño, y si una nena de cinco años lloraba a gritos porque una de seis “le había pegado”, ninguno se paraba a investigar la situación ni preguntar a testigos.

        16 mayo, 2014 at 20:31
        • Gemuka Reply

          jajajajaja.

          Yo también la cantaba más o menos así. Y además jugábamos a hacerla más larga todavía y decíamos cada barbaridad…

          16 mayo, 2014 at 20:47
        • vanessa Reply

          jajajajajajaja, yo la he conocido hace poco por mi hija de 5 años, me parecía increible lo que me cantaba, jajajajajaja

          28 marzo, 2015 at 22:44
        • Xavi Reply

          Esta versióbn la siguen cantando hoy las niñas de 4 años…

          16 junio, 2015 at 14:56
    • shuspi Reply

      yo la sabia asi, don federico mato a su mujer, la hizo picadillo y la puso a remover, toda la gente que pasaba por ahi, oia un Chas, era su mujer que bailaba el chachacha. Don Federico vendio su cartera para casarse con una costurera, la costurera vendio su dedal para casarse cno un general, el general vendio su espada para casarse con una bella dama, la bella dama vendio su abanico, para casarse con don federico, don federico la dijo que no, y la be lla da ma se des ma yo! jajaja

      19 agosto, 2013 at 16:42
    • reyes Reply

      mi generacion debia ser muy inocente porque don federico no mataba a nadie, (gracias a dios) mi version era muy parecida a esta pero con otro final: “Don Federico vendio su cartera para casarse con una costurera, la costurera vendio su dedal para casarse con un general, el general vendio su espada para casarse con una bella dama, la bella dama vendio su abanico para casarse con don Federico, don federico le dijo q no, la bella dama se desmayó, al dia siguiente le dijo q si, y la bella dama se puso a reír”

      28 marzo, 2015 at 23:49
  • Marian Reply

    Esta es más antigua:

    Antón Carolina mató a su mujer
    la puso en un saco, la llevó a moler….

    No recuerdo el resto (el molinero se coscaba de que aquello no era harina, sino un cadáver, pero creo que ni le denunciaba ni nada) ;D
    Desde luego hoy sería de lo más políticamente incorrecta la cancioncita…

    24 mayo, 2013 at 18:22
    • Belén Reply

      Y el molinero dijo ¡esto no es harina,
      que es la mujer de Antón Carolina!
      (en la versión que yo conocía era Antón Carabina, pero es igual)

      24 mayo, 2013 at 22:22
      • Anónimo Reply

        Esa era la versión que yo cantaba también. Pensaba que era la única, pero no veas la de versiones del asesinato de la mujer!!

        17 mayo, 2014 at 10:41
    • Sheila Reply

      Yo la cantaba de esta forma:

      Don Juan Carolina-na
      Mato a su muje-je-jer
      La hizo pedazo-zos
      La llevo a mole-le-ler
      El molinero dijo-jo
      Esto no es harina-na
      Esto es la muje-je-jer
      De Don Juan Carolina-na

      Bestia total :S y como esta, muchas. Como la de la calle 24, rompo la botella…

      28 marzo, 2015 at 16:27
  • David Reply

    ¡Hala! a dicho una palabrota

    24 mayo, 2013 at 18:35
    • myriam Reply

      Es ha dicho con h, esta bien puesto. Un truco para no equivocarse es ponerlo en plural si se puede decir han dicho va con h y sino pues no.

      24 mayo, 2013 at 20:32
      • Ricardo Reply

        Otro truco consistía en que si lo que seguía al fonema “a” acababa en “ado” o “ido” (cantado, oido, viajado, comido…) se escribía con hache.

        25 mayo, 2013 at 16:29
        • Epaminondas Reply

          Mira éste lo que a escrito.

          10 agosto, 2013 at 17:55
          • Bego

            lo tienes q pensar como un niño para escribirlo como un adulto “ha” escribido, “ha” decido… por si teneis dudas con lo de dicho y escrito… :)

            19 agosto, 2013 at 18:30
      • BERENICE GARMENDIA Reply

        EXCELENTE MÉTODO DE ENSEÑANZA. ENHORABUENA!!!!

        28 octubre, 2016 at 19:22
  • * Reply 24 mayo, 2013 at 18:40
  • ainoa Reply

    en mi pueblo se cantaba esta:

    antonio pitoño mato a su mujer
    la hizo morcilla
    y la puso a vender.

    tb esta la cantaba de pequeña en un juego:

    santa catalina hija d un rey moro
    la mato su padre con cuchillo de oro.
    la gente decia que no era de oro
    q no era d plata ni d hojalata.

    24 mayo, 2013 at 18:52
    • Anónimo Reply

      Yo me la sabia así:
      Santa Faustinita hija de un rey moro
      La mató su padre con un cuchillito
      No era ni de oro ni de fina plata
      Era un cuchillito de pelar patatas

      19 agosto, 2013 at 17:03
    • betania Reply

      En mi país la cantan haci don Federico mato a su mujer la hizo pecadillo y la puso en el salten la jente que pasaba olía a carne hasada y era la mujer de don federico

      3 julio, 2014 at 18:10
    • Teresa Reply

      Antonio pitoño camisa cagá, rechupa rechupa que buena que está

      29 marzo, 2015 at 16:02
      • Teresa Reply

        Santa Teresita, hija de un rey moro, que mató a su padre con cuchillo de oro. Pom, pom, llaman a la puerta, pom, pom yo no quiero abrir, pom, pom que será la guardia ,pom,pom, la guardia civil.

        29 marzo, 2015 at 16:07
  • irene Reply

    <>

    Y eso que es un villancico…

    24 mayo, 2013 at 19:01
    • irene Reply

      Canta, ríe, bebe, que hoy es Nochebuena
      y en estos momentos no hay que tener pena.
      Dale a la zambomba, dale al violín
      y ¡¡¡dale a tu suegra un tiro en la sien!!!!

      24 mayo, 2013 at 19:02
      • Ricardo Reply

        El mismo villancico decía

        A un chico de mi portal
        hoy le han traido en camilla
        por pedir el aguinaldo
        al tendero de la esquina
        el tendero de la esquina
        ha tenido la atención
        de tirarle a la cabeza
        un pedazo de turrón.

        25 mayo, 2013 at 16:30
  • Punk Reply

    Fragmento de la tabla del 4, de Enrique y Ana:

    “Cuatro por cinco, veinte,
    apaga la luz y vente,
    Cuatro por seis, veinticuatro,
    ¡qué bien pasamos el rato!”

    ¡Es lo que mejor recuerdo de todo el disco!

    24 mayo, 2013 at 19:03
  • Anónimo Reply

    “Fantasmas a go-go” se las traía también por sus connotaciones: “…lo metí en la cama, le di el biberón y al llegar mis padres, ay la que se armó…”. No recuerdo de quién era… Cantada por una chica joven.

    24 mayo, 2013 at 19:12
    • Ricardo Reply

      Recuerdo la versión de la chica, pero la original la cantaban los Valldemosa. Esa canción participò en uno de los festivales de la canción infantil que organizó TVE.

      25 mayo, 2013 at 16:32
    • Esther y su mundo Reply

      La cantaba Isabel, una chica morena de melena negra. Aun tengo el disco. Lo que metió en la cama era un ratón… No seais mal pensados

      26 mayo, 2013 at 16:34
    • Anónimo Reply

      Es del grupo regaliz

      28 marzo, 2015 at 17:07
  • ELY Reply

    … La encerró en un cuarto, le enseñó un puñal y en la mitad del pecho le dio tres puñaladas” Es un trozo de cancion que aprendimos con mi tìa de pequeñicas, era una historia muy triste y desgarradora de una joven a la que violaban y mataban, la cantábamos como si tal.

    24 mayo, 2013 at 19:18
  • Estelwen Reply

    Yo recuerdo dos especialmente chungas (vistas con perspectiva):

    “El verdugo Sancho Panza, ha matado a su mujer, porque no le da dinero, para irse para irse al café-fé-fé”.

    Y una que no era canción, pero era como un poemilla tarareado:

    “Había un rey, que tenia tres hijas, las metió en tres botijas, y las cubrió con pez, ¿quieres que te lo cuente otra vez?”

    La del caníbal que mató a su mujer, en cambio, no la conocía.

    24 mayo, 2013 at 19:29
    • myriam Reply

      la del rey la cantan los celtas cortos!!!!

      24 mayo, 2013 at 20:16
      • Bego Reply

        Ellos lo cogieron del cuento popular, que ya existía, yo recuerdo haberlo leido en el colegio de pequeña y cuando luego lo oí que lo cantaban unos años más tarde los Celtas me hizo gracia

        19 agosto, 2013 at 18:35
  • José Silva Reply

    Para agudos oídos. Hay un villancico, que en una de sus estrofas dice, “Dale a la zambomba, dale al almirez y dale al tendero un tiro en la sien”. Como lo oyen, última estrofa, y no en todas las versiones de este villancico.

    24 mayo, 2013 at 20:08
  • myriam Reply

    Bueno tampoco os habéis dado cuenta que Teresa Rabal va en un bus andando y bailando y encima al final se sienta junto al conductor y dando la espalda a la carretera…si les pilla la guardia civil….
    y la última…violencia de género 100%

    24 mayo, 2013 at 20:16
  • Norby Reply

    Los coreógrafos de Bom Bom Chip no se mataron a trabajar precisamente

    24 mayo, 2013 at 20:35
  • María Reply

    Y la de cocouaua de Enrique y Ana… da una pena horrible !!! Yo tp la analice hasta que fui mayor, pero qué horror!!
    “…cuando era pequeña su mamá se fue… Y ella muy solita de quedó… Y esta cancioncita no pudo aprender… Y de tristeza llora en su rincón …” Sí, es verdad q luego el resto de gallinas la ayudan, pero qué pena jajajaaa Aún así, me en acabara igual que cuando era niña ( la tengo de tono de móvil xa mis padres… Jajajaj)

    24 mayo, 2013 at 20:47
    • María Reply

      “Me encanta”, quería decir

      24 mayo, 2013 at 20:48
    • Leire Reply

      Esa canción es tristérrima. No sé cómo se atreve nadie a ponérsela a un niño.

      24 mayo, 2013 at 21:24
    • sarah Reply

      pues para mi de enrique y ana la peor era la de… callate niña no llores mas…tu sabes que mama debia morir….

      por dios a que niño se le dice tu mama debia morir

      28 marzo, 2015 at 17:21
      • Marla Reply

        Super triste. Aunque no es de Enrique y Ana si no de Jeanette

        17 febrero, 2016 at 18:21
  • Milagros Reply

    a mi la de hacer ruido me encantaba

    24 mayo, 2013 at 20:59
  • Milagros Reply

    a mi la de hacer ruido me gustaba muchísimo

    24 mayo, 2013 at 21:00
  • Estrella Reply

    Y qué me decís de esta otra canción de saltar a la cuerda: “Al pasar la barca//me dijo el barquero//las niñas bonitas//no pagan dinero”.
    Ejem…

    24 mayo, 2013 at 21:12
  • Leire Reply

    ¿Qué ha sido de los Regaliz? ¿Alguien lo sabe?

    24 mayo, 2013 at 21:24
  • SMGB Reply

    La última canción no me suena de nada, es bastante bestia, desde luego, pero a los niños de aquellos tiempos estas cosas no les importaban mucho, sólo rimaba y ya está. De los Punkitos no me acordaba y ahora me he dado cuenta de qué se me había quedado a mí el estribillo ese de caca-culo-pedo-pis, jejeje. Ahora nos escandalizamos por cualquier cosa, quizá porque somos mayores y lo vemos todo con otros ojos menos inocentes, pero de niños ninguno se traumatizó ni se hizo asesino en serie por escuchar estas burradas o por cantarlas, sólo eran majaderías con rima que lejos de asustarnos, nos divertían, ¿o no?

    24 mayo, 2013 at 21:25
  • José Ramón García Cáceres Reply

    Lo de
    “Federico ha matado a su mujer
    la hizo picadillo y la puso en la sartén.
    La gente que pasaba olía a carne asada
    era la mujer de Federi-co.”

    esta inspirado en un caso real de granada,

    24 mayo, 2013 at 21:35
  • roberto Reply

    Pues yo me acuerdo de
    La loles la loles
    El conejo de la loles
    La loles tenía un conejo
    Chiquitito y jugueton…

    Mi padre la ponía en el coche cuando salíamos de viaje….

    24 mayo, 2013 at 21:47
  • Mamen Reply

    Una vieja-ja mató un gato-to con la punta-ta del zapato-to,pobre vieja-ja pobre gato-to pobre punta-ta del zapato-to… ¿Que me decís de esta joya?

    24 mayo, 2013 at 22:08
  • alex Reply

    “Don Federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la puso a cocer, la gente que pasaba oía un ¡chas¡, era su mujer que bailaba el cha-cha-cha” Así la cantábamos por mi tierra. Y toda la retahíla que seguía: “Don Federico vendió su cartera para casarse con una costurera…” La de cocoua, la de la gallinita, me hacía llorar como la que más. Y recuerdo una canción popular que siempre cantaba mi familia después de cenar en Nochebuena a modo de villancico que me horrorizaba de lo feo que era, me ponía los pelos de punta “Anton no pierdas el son porque en la Alameda dicen que hay un hombrón con un camisón que a las niñas lleva”. Lo peor era el ritmo y la voz grave que ponían todos para cantarla… aggggg¡¡¡¡

    24 mayo, 2013 at 22:18
  • sue Reply

    hay una cancion de caperucita rojaflor que se sabía mi madre y ya no se acuerda ¿alguien me ayuda?

    24 mayo, 2013 at 22:42
  • sue Reply

    hola hay una cancion muy antigua de caperucita roja flor que me falta la letra ¿alguien se acuerda?

    24 mayo, 2013 at 22:43
  • Antonio Pitoño Reply

    Antonio Pitoño mató a su mujer,
    la hizo morcilla y la puso a vender,
    todo el que pasaba morcilla compraba
    y yo que pasé, morcilla compré.

    24 mayo, 2013 at 22:52
    • Anónimo Reply

      Si eres quien creo, se lo de Carmen en Corçà, año 1988. Y se en que pueblo vives hoy día.

      26 noviembre, 2016 at 01:18
  • Anónimo Reply 24 mayo, 2013 at 23:46
  • yomisma Reply

    Con todos los que habremos escuchado esas canciones…y no se nos ocurrío trocear a nadie, ni freirla, ni meter ruido, ni muchas cosas que ahora hacen los imbéciles de los niñatos con toda la censura que hay.
    Y BAILARÉEE SOBRE VUESTRA TUMBAAAAA CON MIS ZAPATOS DE CLAQUÉEEE

    25 mayo, 2013 at 01:00
  • ssis Reply

    Por suerte, cuando somos pequeños pasamos totalmente de lo que dicen las letras. Así que ¡menos censura!

    25 mayo, 2013 at 12:47
  • loly Reply

    la verdad, decir que bulimia es = que comer como un loco…. ahi no estoy deacuerdo, bulimia es bulimia y punto, las demas canciones si que es verdad, que ahora al oirlas y como esta el panorama, pero claro, el pasado la gente no era tan agresiva ni tenia tantos medios para que se supiera, asi que …
    En fin, los de mi epoca hemos crecido en la calle, nos han llamado fe@, nos hemos peleado, hemos bebido del agua del jardin… y yo, por lo menos en mi caso, no estoy traumatizada.

    26 mayo, 2013 at 00:05
  • Alberto Reply

    pero es increible la cantidad de canciones con un sentido que me atrevo a decir en un principio malo, uff y ahora que escucho las canciones me parecen de lo pero jeje

    26 mayo, 2013 at 17:09
  • Anónimo Reply

    como me pica la nariz….

    27 mayo, 2013 at 00:54
  • Cinco canciones con las que nos reíamos - Yo fui a EGB Reply

    […] Siete canciones que escuchábamos de pequeños y que no eran tan inocentes Las canciones que bailábamos en las verbenas de los pueblos […]

    31 mayo, 2013 at 08:38
  • ¿Qué aspecto tienen hoy los integrantes originales de Parchís?, ¿qué ha sido de ellos? - Yo fui a EGB Reply

    […] puedes ver: Yolanda, la ficha amarilla del grupo Parchís, portada de Playboy Siete canciones que escuchábamos de pequeños y que no eran tan inocentes Los Goonies 28 años después El príncipe de Bel Air 23 años después Blossom 22 años después […]

    7 junio, 2013 at 11:15
  • gema Reply

    Y que decís de “cocoguagua” tambien de Enrique y Ana, ¿puede haber cancion mas triste? un pollito abandonado por su madre, que seguramente estaria dando vueltas en algun asador de pollos.

    26 junio, 2013 at 13:51
    • Alasse Reply

      De Enrique y Ana también… Cállate niña no llores más, tú sabes que mamá debía morir… Creo que era así

      19 agosto, 2013 at 18:15
  • darla Reply

    Pues nosotros cantábamos de pequeños mientras jugábamos con la goma algo así;

    Santa Teresita hija de un rey moro
    le mató a su padre con un cuchillo de oro
    no era un cuchillo de oro ni de plata
    era un cuchillito de pelar patatas

    Din din llaman a la puerta
    din din yo no quiero abrir
    din din será la policía
    din din que vienen a por mí
    a por mí a por mí

    Lo del “din din” me recuerda ahora a la canción de Pesadilla en Elm Street. Vaya tela con las letras de antes.

    19 agosto, 2013 at 16:47
  • Mitxello Reply

    En el videoclip de Enrique y Ana sale Achero Mañas!!! jajaja era un coconut. A la derecha de La niña enla furgoneta.

    19 agosto, 2013 at 17:27
  • Pivot Bulsara Reply

    Yo me sabía la versión más suave, donde nadie resultaba herido…de hecho era Don Federico quien se desmayaba.

    19 agosto, 2013 at 19:17
  • Lerele Reply

    Y la de “Susanita tiene un ratón, un ratón chiquitín”. Vaya tela.

    19 agosto, 2013 at 21:35
  • LUISA Reply

    Enrique y Ana vistos hoy en día dan un poco de mal rollo. Antes no lo pensábamos pero como ahora nos han comido el tarro con estas cosas…

    20 agosto, 2013 at 00:05
  • Sara Reply

    ¿Y la de Enrique y Ana de “en un bosque de la China”? Me parece la más asquerosa de todas.

    20 agosto, 2013 at 09:50
  • Nancy Reply

    Otra versiones de canciones no inocentes, que jugamos con las manos con otras niñas.

    Doña Margarita hija de un Rey Moro, que mató a su padre con cuchillo de oro, no era de oro ni de plata fina, era un cuchillo de pelar patatas, pim pum llaman a la puerta, pim pum, yo no quiero abrir, pim pum, puede ser la guardia, pim pum, la guardia civil

    El verdugo Sancho Panza, Panza, Panza, que mató a su mujer, jer, jer, porque no tenía dinero, ero ero, para irse parar irse al café, fé, fé. El café era una casa, casa, casa, y la casa una pared red red, la pared era una vía, vía, vía. Por la vía por la vía pasa el tren chu chu. En el tren había una vieja vieja vieja, que tenía cuatro pelos, elos elos y los cuatro que tenía ía ía, parecía parecía un esqueleto eto eto.

    10 febrero, 2014 at 14:34
    • Teresa Reply

      Yo me la se así: El verdugo Sanchopanza, za, ha matado a su mujer, jer, jer, porque no le de dinero, ro, para irse para irse al café, fe, fe. En el café hay un perrito, to, todo vestido de blanco, co y el perrito va diciendo, do: ¡ Viva Franco, viva Franco y su mujer, jer jer !.
      ¡ Madre mía! , la letrita se las trae…

      29 marzo, 2015 at 18:33
  • Sire Reply

    Buena recoplilación!

    ¡La de Don Federico era mucho más larga!
    Aquí está entera y mucha gente ha comentado cómo era su versión, que variaba mucho según la zona:

    http://in-satisfaccion.blogspot.co.uk/2005/09/don-federico-mat-su-mujer.html

    ¡Saludos!

    21 febrero, 2014 at 11:12
  • antonio Reply

    Menos mal que mis primos mayores escuchaban AC/DC, Miguel Rios, obus, Baron Rojo, Scorpions y mas de ellos y no escuche nada de esto

    16 mayo, 2014 at 19:18
  • Noelia Reply

    Yo me sabía otra versión de Don Federico!!

    Don Federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la puso a remover. La gente que pasaba, olía que apestaba, era su mujer, bailando sevillanas.

    16 mayo, 2014 at 19:51
  • myl Reply

    ¿Y ésta de Miliki?

    Lunes antes de almorzar
    una niña fue a jugar
    pero no pudo jugar
    porque tenía que lavar

    Lavar, planchar, barrer, coser…¡El caso es que la pobre niña no encontraba un cochino rato para irse a jugar!

    16 mayo, 2014 at 20:29
  • Irene Reply

    Hasta no hace mucho yo todavía oía cantar al corro la de “Un día en el cuartel…”, que debe ser la canción más antimilitarista y sexista que he oído en mi vida. Reproduzco la letra para quien no la conozca:

    Un día en el cuartel se me cayó un boton,
    y vino el coronel a pegarme un bofetón.
    Qué bofetón me dio el cacho de animal
    que estuve siete días sin poderme levantar.
    Las niñas bonitas no van al cuartel
    porque los soldados les pisan el pie
    “Soldado valiente, no me pise el pie,
    que soy pequeñita y me puedo caer”
    “Si eres pequeñita y te puedes caer
    te compraré un vestido de color café,
    cortito por delante, cortito por detrás,
    con siete volantes y adiós mi capitán”.

    Soy capitán de un barco inglés
    y en cada puerto tengo una mujer.
    La rubia es fenomenal
    y la morena tampoco está mal.

    Si alguna vez me he de casar,
    me casaría con… (aquí, la niña del centro del corro decía el nombre de la siguiente, cambiaban de lugar, y volvía a empezar).

    Yo siempre decía lo de “el cacho de animal” en voz baja porque me parecía una palabrota. Lo que me sorprende ahora es que con seis años cantáramos lo de “en cada puerto tengo una mujer” sin tener ni idea de lo que significaba. ¿De donde diantres sacaríamos esas letras tan subidas de tono?

    16 mayo, 2014 at 20:43
  • mamen Reply

    yo con la pelicula de enrique y ana no se me oia nunca pero es que hoy en dia tengo 36 años y si la ponen por television si me muevo pa verla y ademas fue la primera pelicula que me descargue cuando tuve ordenador e internet en cas

    16 mayo, 2014 at 21:47
  • Susana Reply

    Boom Boom chip!!!! hahahahha, que bueno, la primera peli que vi en el cine fue con el colegio y nos llevaron a ver la peli de estos chiquillos, madre… la de años que han pasado

    16 mayo, 2014 at 22:07
  • Jazztell Reply

    esta era típica para cantar el himno, os acordáis?

    Franco, Franco que tiene el culo blanco.
    Porque su mujer, lo lava con Ariel
    Reina Sofia prefiere Lejía
    Y Supermán lo lava con Perlán!

    16 mayo, 2014 at 22:24
  • Fanucci Reply

    En Galicia teníamos otra versión:

    “Manolo Pirolo matou á muller
    con sete cuchilos e un alfiler.
    Manolo Pirolo foina vender.
    Quen quere touciño da miña muller”

    Creo que se entiende bien, y si, no deja de ser gore.

    17 mayo, 2014 at 00:03
  • Laura Reply

    Nosotras jugando a la goma cantábamos:

    Sangre cuajada de primera división
    me voy al cementerio para hacer la digestión
    mi casa es un castillo, mi cama un ataúd
    y me como pipas con pus (o algo así, era un poco asquerosilla)

    17 mayo, 2014 at 01:07
    • Anónimo Reply

      …mi mejor comida tripas con pus… o eso era lo que yo cantaba jeje

      28 marzo, 2015 at 23:32
  • Javo Reply

    Todavía recuerdo la versión de “comer, comer” de papillas Nutribén. Sería por el 89 o 90, creo.

    17 mayo, 2014 at 02:08
  • Anónimo Reply

    También estaba aquella de :
    Yo nunca tuve padre ni lo necesité
    un dia que lo tuve las pelotas le arranqué
    Porque yo soy, soy, el vampiro negro..

    Y así con toda la familia.

    Y la típica de las excursiones en autocar del Señor conductor…que repasábamos toda su vida hasta que se moría.. El señor conductor ya está mueto, ya está muerto, ya está muerto..

    17 mayo, 2014 at 10:47
  • blasong Reply

    santa catalina
    hija de un rey moro
    que mató a su padre
    con cuchillo de oro
    no era ni de oro,ni tampoco plata
    era un cuchillito de pelar patatas
    rin rin llaman a la puerta
    rin rin yo no quiero abrir
    rin rin es la policia
    rin rin que vienen a por tí

    aqui por lo menos venía la policia

    17 mayo, 2014 at 19:15
  • jonathan Reply

    Dios, me habéis sacado una sonrisa. ¡Qué viejo soy!

    17 mayo, 2014 at 23:12
  • Ricardo Cantidubi Reply

    El clásico de el padre Abraham y los Pitufos “anís verde” o como iniciar a los niños en el alcoholismo.

    28 marzo, 2015 at 17:53
  • Princesa Reply

    El tío Chiribita, mató a su mujer, la hizo mil pedazos y la echó a la sartén. la gente que pasaba, olía a carne frita y era la mujer del tío Chiribita.

    28 marzo, 2015 at 18:13
  • mario Reply

    a mi teresa rabal nunca la aguante ni si quioera de niño asi que me alegro que allan dos de sus canciones en esta lista

    28 marzo, 2015 at 18:48
  • vanessa Reply

    ¿Y esta?
    Una viejaja
    mató un gatoto
    con la puntata
    del zapatoto
    pobre viejaja
    pobre gatoto
    pobre puntata
    del zapatoto

    28 marzo, 2015 at 22:45
  • Diez sintonías de la tele que te van a transportar automáticamente a tu infancia - Yo fui a EGB Reply

    […] que reconocer si fuiste a EGB Diez sonidos que tendrías que reconocer si fuiste a EGB (II) Siete canciones que escuchábamos de pequeños y que no eran tan inocentes Diez canciones que seguro que tú también cantabas […]

    10 septiembre, 2015 at 14:02
  • Maria Reply

    Tenía una casita
    pequeñita en Canadá
    con un estanque y flores
    las más lindas que hay allá
    y todas las muchachas que pasaban por allí
    decían: qué bonita es la casita en Canadá.

    Un día por despecho
    Pico Paco la incendió
    y entonces sin la casa
    para siempre se quedó
    ¿y saben lo hizo?
    la cosa es muy sencilla
    más ese es un secreto
    que conozco sólo yo.

    Él hizo otra casita
    pequeñita en Canadá,
    con un estanque y flores
    las más lindas que hay allá,
    y todas las muchachas que pasaban por allí
    decían: qué bonita es la casita en Canadá.

    Iba Martín Martini
    solo por la ciudad,
    nadie saber podía
    dónde Martini va
    solo sin un motivo
    solo sin un porque.
    ….

    Y todas cuantas casas
    pequeñitas levantó,
    a todas, Pico Paco
    una a una las quemó
    y saben lo que hizo
    es cosa bien sabida
    y es esta la sorpresa
    que a mi vez les cuento yo.

    20 diciembre, 2015 at 14:02
  • Melissa Reply

    En mi país (Honduras) iba más o menos así:

    Ah que sí que Mario López pez
    Ha matado a su mujer jer jer
    Porque no le dio dinero ro
    Para irse para irse al cafetal tal tal.
    En el cafetal hay una villa lla
    En la villa pasa un tren tren tren..

    Del resto no me acuerdo desafortunadamente. Pero increíble como uno cantaba esas cosas y ni se mosqueaba.

    4 enero, 2016 at 14:47
  • REYES Reply

    Y la lechera? Que sospechosamente vendía “mas de noche que de día?

    27 agosto, 2016 at 16:18
  • Juan Reply

    Había otra canción, más moderna, años 90, no sé si de Monano y su banda o uno de los grupos de payasos que trataban de imitar a Miliki y Fofito en la tele. La cuestión es que la canción decía: “Muy buena, tú si estás muy buena.” Y quien la cantaba se dedicaba a espiar a su vecina en bañador, en minifalda y en sujetador. Y mientras tanto, los niños del público cantándola a coro. Todo un ejemplo para aquella generación…

    27 agosto, 2016 at 17:05
  • danibe Reply

    También había una de los pitufos que incentiva no ir al cole: “la escuela del pitufo no tiene lunes, el martes por supuesto nadie va a clase”

    28 agosto, 2016 at 10:16
  • Prado Reply

    Yo me acuerdo de un Villancico que decía: “He comido pavo, he comido pavo y todas las vecinas me chupan el rabo” Muy fuerte.

    29 agosto, 2016 at 09:44
  • Tito Reply

    Tito pollito, mató a su mujer, hizo tamales para vender…

    10 febrero, 2018 at 15:14
  • Luz Reply

    Una costurera perdió su dedal, para casarse con un general,
    El general perdió su espada, para casarse con una bella dama.
    La bella dama perdió su abanico para casarse con don federico
    Don federico le dijo que no, y la bella dama se desmayó.
    La bella dama se despertó y don federico se enamoró.
    Don federico mató a su mujer, la hizo picadillo y la echó a la sartén,
    La gente que pasaba olía a carne ahumada…

    Era la mujer de don federico.

    Una vez me hice mayor, aluciné con el significado real de esas canciones…

    26 marzo, 2018 at 11:26
  • Luz Reply

    También cantaba esta canción, que luego investigando, resultó ser una canción o poema recitado por los juglares, hace tropecientos años y basado en una historia parecida…

    Madrugaba el conde Olinos mañanita de san juan, a dar agua a su caballo a las orillas del mar.
    Mientras el caballo bebe él canta un dulce cantar, todas las aves del cielo, se paraban a escuchar.

    De altas torres de palacio
    la Reina le oye cantar.
    – Mira hija, como canta
    la sirenita del mar.
    La sirenita del mar.
    – Mira hija, como canta
    la sirenita del mar.

    – No es la sirenita, madre,
    que ésa tiene otro cantar;
    es la voz del Conde Olinos
    que por mí penando está.
    Que por mí penando está.
    Es la voz del Conde Olinos
    que por mí penando está.

    – Si es la voz del Conde Olinos
    yo le mandaré matar;
    que para casar contigo
    le falta sangre real.
    Le falta sangre real.
    Que para casar contigo
    le falta sangre real.

    – No le mande matar, madre,
    no le mande usted matar;
    que si mata al Conde Olinos
    a mí la muerte me da.
    A mí la muerte me da.
    Que si mata al Conde Olinos
    a mí la muerte me da.

    Guardias mandaba la Reina
    al Conde Olinos buscar,
    que le maten a lanzadas
    y echen su cuerpo a la mar.
    Y echen su cuerpo a la mar.
    Que le maten a lanzadas
    y echen su cuerpo a la mar.

    La infantina, con gran pena,
    no cesaba de llorar.
    Él murió a la media noche
    y ella, a los gallos cantar.
    Y ella, a los gallos cantar.
    Él murió a la media noche
    y ella, a los gallos cantar.

    A ella, como hija de reyes,
    la entierran en el altar,
    y a él, como hijo de condes,
    unos pasos más atrás.
    Unos pasos más atrás.
    Y a él, como hijo de condes,
    unos pasos más atrás.

    De ella nace un rosal blanco;
    de él, un espino albar.
    Crece el uno, crece el otro,
    los dos se van a juntar.
    Los dos se van a juntar.
    Crece el uno, crece el otro,
    los dos se van a juntar.

    26 marzo, 2018 at 11:39

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies